Mensajes del Obispo Nuestro Obispo Sin categoría

[Homilía] Confiado en tu Palabra, echaré las redes | Domingo 10 de Febrero del 2019

Queridos hermanos, el evangelio de este 5º Domingo del Tiempo Ordinario nos relata cómo Simón y sus compañeros se pasaron toda la noche sin pescar, y Jesús se da cuenta de ese momento. No obstante primero le dice a Simón que le preste su barca para enseñar la Palabra. Podemos entonces decir, que la palabra es muy importante porque es la Palabra de Dios; la Palabra de Cristo fascina, atrae a multitudes. Él se sienta en la barca de Pedro y la gente lo escucha con mucho entusiasmo. Luego le dice a Simón: “guía la barca mar adentro y echa las redes”; Pedro le dice: “Señor hemos trabajado toda la noche y no hemos pescado nada, pero confiado en tu Palabra lanzaré las redes”.

Ahí está, Pedro lanza las redes confiado en la Palabra del Señor y el éxito es grande; recoge una gran cantidad de peces. Esta es una gran lección para nuestra vida. Cuántas veces queremos realizar muchas cosas, pero sin contar con la Palabra del Señor, continuamos con nuestra vida y decisiones al margen de Dios, y hasta nuestro trabajo se vuelve estéril; incluso nuestro trabajo pastoral o cualquier cosa que pretedentamos hacer por nosotros mismos. Si todo lo que hacemos, lo hacemos confiando en Dios,  –pero cualquier cosa que realicemos–, ciertamente tendremos éxito.

Una vez que Pedro ve la gran cantidad de peces se queda asombrado y le dice a Jesús: “Apártate de mí Señor, porque soy un pecador”. Realmente ante el Señor somos pecadores; y otra vez Jesús con su Palabra le dice a Pedro: “ánimo, no temas, de hoy en adelante serás pescador de hombres”.

Así es Jesús, a Él no le importa que hayamos sido pecadores, basta que confiemos en el Señor y Él siempre nos acoge, nos renueva; por eso Él ha venido a invitarnos a la conversión para que le ayudemos a conquistar, a pescar a muchos hombres para que experimenten el bien que Él nos ofrece. En realidad, el mal lo que hace es destruirnos, y Jesús vino a liberarnos de todo lo que nos destruya como es el mal, como es el pecado y también a nosotros nos dice “no temas”.

Así es, no temas, cualquiera que sea la falta que hayas cometido, si tú te vuelves al Señor, Él tiene el poder de cambiar tu corazón, así como cambió el corazón de Pedro, y te invita a seguirlo: “ellos dejando las redes lo siguieron”.

¿Te gustaría acercarte a Jesús, confiar en su Palabra, seguirlo, convertirte en un pescador y ganar a muchos hombres para el reino de Dios?

La bendición de Dios Omnipotente; Padre, Hijo y Espíritu Santo descienda sobre ustedes y permanezca para siempre. Amén.

+ Mons. Luis Artemio Flores Calzada

Obispo de la Diócesis de Tepic

— — — — —

V Domingo Ordinario

Isaías 6, 1-2. 3-8: “Aquí estoy, Señor, envíame”.

Salmo 137: “Cuando te invocamos, Señor, nos escuchaste”.

I Corintios 15, 1-11: “Esto es lo que hemos predicado y lo que ustedes han creído”.

San Lucas 5, 1-11: “Dejándolo todo, lo siguieron”.

Facebook Comments