Siervos del Señor | Seis nuevos diáconos

Con júblilo, la Iglesia local de Tepic recibe a 6 nuevos diáconos. Irving Caloca, Fernando González, Marcelo Pecero, Miguel Covarrubias, Agustín Zambrado y Gonzalo Tapia, fueron ordenados en el primer grado del orden sacerdotal.

Las eucaristías de ordenación fueron celebradas los días 27, 28 y 29 de agosto, en la Catedral de Tepic, en compañía de sus familiares, amigos más cercanos y algunos presbíteros de la zona, con el fin de mantener los cuidados de salud correspondientes.

El rito de ordenación diaconal consiste en la aceptación a la obediencia, promesa de celibato y entrega al ministerio por parte del joven. Por la imposición de manos del Obispo y con la oración que lo acompaña, el ordenando queda consagrado servidor de la familia de Dios, la Iglesia.

La palabra Diácono, proviene del griego y significa ‘servidor’. Los diáconos -narra la Escritura en los Hechos de los Apóstoles 6, 1-7 —surgieron a partir del aumento de los bautizados; esto aumentaba la demanda del trabajo de evangelización y por lo tanto, requerían de discípulos, «hombres de buena reputación y llenos del Espíritu Santo, para realizar el servicio de la caridad».

Así, la misión del diácono desde entonces y hasta nuestros días consiste en la celebración del sacramento del bautismo y el matrimonio, la distribución ordinaria de la Sagrada Comunión, la celebración de exequias y el servicio de la caridad, en ayuda al presbítero y a todo el pueblo santo de Dios.

Alegrémonos por estos siervos del Señor, y junto a ellos, vivamos el llamado a ser luz para el mundo, tierra fértil donde se haga vida la Palabra de Dios y testimonio de la entrega al prójimo en el amor, cada día y en cada acción.

Facebook Comments