La Santísima Trinidad | Homilía del domingo 16 de junio de 2019

Queridos hermanos, vamos a celebrar la gran fiesta de nuestro Dios único en tres Personas: Padre, Hijo y Espíritu Santo.

En el Antiguo Testamento se nos dice: “escucha Israel: el Señor nuestro Dios es único”, y en efecto, todo el Antiguo Testamento nos muestra que sólo hay un solo Dios. Y también nosotros creemos que hay un solo Dios.

Pero Cristo, que viene del Padre, nos revela que en ese Dios único hay tres Personas, Él nos habla del Padre, Él se dirige al Padre y también nos enseña a decirle “Padre”. También Él nos dice que conviene que Él se vaya porque de otra manera, el Padre no enviará a nosotros el Espíritu de la verdad, el Paráclito y Consolador, y de esta manera creemos en un solo Dios en tres Personas: Padre, Hijo y Espíritu Santo.

San Agustín nos dice que Dios es amor; observemos como en la Santísima Trinidad se necesita una Persona que ama: el Padre; se necesita un amado: el Hijo;  y el punto de unión entre el que ama y el amado es el amor: el Espíritu Santo.

Dios nos creó a su imagen y semejanza, por lo tanto nuestro Dios no es un Dios solitario, tampoco nosotros vivimos para ser solitarios, sino para vivir en comunión, para conocernos y para amarnos.

La familia es la primera experiencia de comunión, de unidad, y la Iglesia misma está constituida por Dios, que quiere que todos los hombres se salven, por eso envió a Jesús, su Hijo amado, para salvarnos.

Te invito, ábrele tu corazón a nuestro Dios único en tres Personas, y deja que el Señor te llene, eres templo vivo de Dios.

La bendición de Dios Omnipotente: Padre, Hijo y Espíritu Santo descienda sobre ti y permanezca para siempre. Amén.

+ Mons. Luis Artemio Flores Calzada

Obispo de la Diócesis de Tepic

— — — — —

Fiesta de la Santísima Trinidad.

Proverbios 8, 22-31: “Antes de que existiera la tierra, la sabiduría ya había sido engendrada”.

Salmo 8: “¡Qué admirable, Señor, es tu poder!”.

Romanos 5, 1-5: “Vayamos a Dios por Cristo mediante el amor que nos ha infundido el Espíritu Santo”.

San Juan 16, 12-15: “Todo lo que tiene el Padre es mío.- El Espíritu recibirá de mí lo que les vaya comunicando a ustedes”.

Facebook Comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *